Alarma

Decía Freud que el Yo podía compararse a una cebolla, que estaba constituido por capas y que las más modernas de ellas eran las más superficiales; donde se ubicaban los mecanismos de defensa más sofisticados y racionales mientras que hacia adentro terminábamos por encontrar un núcleo narcisista.

Por otra parte podríamos resumir de una forma un tanto simple que los problemas edípicos, neuróticos, se relacionan con el tener o no tener y con el miedo a la pérdida mientras que los narcisistas son relativos al ser, a la falta en ser, y el miedo al ataque. Miedo éste, dicho en jerga kleiniana, esquizoparanoide.

Cualquiera puede, dependiendo de lo hostil de las circunstancias, verse amenazado en su narcisismo. Convendría aclarar que antes que los psicoanalistas que nos precedieron acuñaran y popularizaran ese término le gente ya usaba el de amor propio por ejemplo, también que la raíz de la palabra es la misma que encontramos en narcosis. Pero volviendo al asunto la cuestión es que si tomamos un concepto clínico bastante en desuso, la fortaleza o debilidad del yo, alude al espesor de las capas edípicas antes de que se ponga de manifiesto una reacción narcisista.

En román paladino una reacción narcisista es se puede resumir en frases como las siguientes:

  • Y tu más
  • Pues anda que tú
  • Mentira pero tú…

Etcetera.

Cuando ese estilo aparece no cabe otra posibilidad que la destrucción del otro como única dialéctica. Nunca se puede discutir, si por esto entendemos razonar o negociar, con quien se maneja desde esa posición. Los mecanismos que utiliza son, la negación maníaca, no hay falta que quede de su parte, y la proyección, la falta siempre es del otro.

Tiene también la característica de provocar en el otro, más pronto o más tarde, un descenso a ese nivel.

La consecuencia es un comportamiento psicopático o perverso.

Estos días escuchaba, y es solo una entre un fascal, la respuesta que daba nuestro presidente del gobierno a una interpelación de Marcelino Iglesias, en la que como único argumento volvía con el ritornello de que toda la culpa la tenían los socialistas (que alguna tienen, es verdad) y sin, en realidad entrar en absoluto a analizar lo que su oponente parlamentario le planteaba sobre el problema concreto objeto de discusión.

Esa viene siendo la manifestación habitual de los políticos del PP en los últimos tiempos.

Entre tanto anuncian medidas represivas de índole no ya fascista sino diría más bien propias del ancien regime como criminalizar la resistencia pasiva.

Leo, además, en algunos foros opiniones de personas, algunas conocidas y con dos carreras, la inteligencia no está reñida con la psicopatía, aplaudiendo e incitando a la violencia contra los que llaman “perroflautas”.

Y todo ello me preocupa porque nos indica que el hatajo de inconscientes que nos gobierna y una buena parte de quienes les dan soporte y ánimos están en unas condiciones mentales que sólo pueden conducir a más violencia estructural la que, a partir de un punto crítico, sólo tiene la salida de la agresión pura y dura.

En uno de esos foros leía a uno de esos conocidos decir exabruptos como “vencimos y venceremos, jodeos perroflautas”. ¿Quienes vencieron qué, tontolaba?

Nuestros abuelos (y nuestros padres en su niñez) sufrieron una masacre en España con un millon de muertos y en el resto del mundo con cincuenta más (millones claro) y setenta años después, dos generaciones, parece haberse olvidado.

Anoche en el Canal 8 de aquí de Cataluña salía un economista que era moderadamente optimista porque la crisis del 29 también fue muy terrible pero se salió. Sí, capullo, se salió con la 2ª guerra mundial y corolarios, incluida la civil española.

También me preocupa que si me pongo a pensar en que sentimiento me provoca todo esto la palabra que me viene a la cabeza sea de alarma y, esa, es una palabra compuesta.

 www.arturoalcaine.com

Acerca de arturoalcaine

Psicólogo Clínico Psicoanalista
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s