En Rambonet d’Esparraguera

Andan estos días muy preocupados los medios con la cosa de la inmersión lingüistica, los castellanistas y los catalanistas y me llegan al feisbuc encendidas declaraciones de amor patrio y demás manifestaciones del archicortex de algunos amigos a quienes, pese a todo, no considero gilipollas.

También estos días me ha llegado a las manos el libro de geografía e historia, se llama de otra manera pero son esos sus contenidos, o deberían serlo, que va a usar mi hijo este curso en el que inicia cuarto.

Flipante.

El mundo se acaba en los actuales límites de la comunidad autónoma de Cataluña. No hi ha mès.

En otra parte del libro cuenta la historia de Espartaco y la de los gladiadores en la antigua Roma. Lo que cuenta es, ni más ni menos, la película de ese titulo que rodó, Stanley Kubric, y que, pese a ser excelente, no deja de ser una ficción sin ningún rastro de verdad histórica. Esa parece ser la única documentación a la que han recurrido los redactores de semejante “obra”. No esperaría que hubieran leído a Mommsen, pero cuando menos sí haber consultado a algún colega historiador un poco puesto en la historia de la Republica Romana tardía.

Cuando cuentan el origen de la “Senyera” lo hacen con la leyenda de Guifré el Pilós aunque esté documentado su uso por los monarcas Aragoneses desde antes de la unión dinástica con los Condes de Barcelona y se relacione con el vasallaje del pequeño Reino de Aragón con la Santa Sede, de manera que el país estuviera jurídicamente protegido frente a sus poderosos vecinos, Navarra y Francia principalmente. La Senyera fue adoptada por Alfonso II, hijo de Ramon Berenguer IV de Barcelona y regente de Aragón y de Petronila, la reina, como símbolo de su casa (que no del país, ni Aragón ni Cataluña) en ese momento.

Estos días vi una película “Bruc, el desafío” que bien se pudiera titular “En Rambonet d’Esparraguera” donde un joven, pero ya adulto, tamborilero muy cabreado por la matanza que han perpetrado los franceses con su familia, se carga, el solico, una unidad de élite del ejército gabacho. Eso sí, después de ganar la batalla del Bruc provocando un cataclísmico desplome de rocas que aplasta a todo un ejército francés. Tocando el tambor, claro.

Espero con verdadera ansiedad e interés las próximas aportaciones de los ínclitos documentalistas de los libros de texto cuando incluyan en ellos no ya la leyenda del “Timbaler del Bruc” en lugar de las heroicas batallas ganadas en ese sitio por manresanos e igualadinos, sino, directamente, las hazañas de ese Rambo fantástico y extemporáneo. Por cierto, la peli es muy entretenida y llena de guiños (o plagios) a la serie norteamericana.

Estoy a favor de la inmersión lingüística, porque lo estoy también de la psicodiversidad. El biligüismo es una riqueza que te abre puertas, no solo exteriores sino que te permite pensar el mundo de más maneras. Participo en el “voluntariat per la llengua” y lo hago de corazón. Ni el castellano está amenazado en Cataluña ni nada que se le parezca. Es una pobreza, eso sí, que al estudio del castellano se le dedique el mismo tiempo que al de una lengua extranjera, sobre todo porque no es práctico para nuestros hijos, pero no hay problema en que el catalán sea la lengua vehicular, solo es problema para quienes desde el otro lado tienen el mismo nivel de gilipollez que quienes han redactado esos textos o, como decía en una divertida anécdota un “procurador por el tercio familiar” in illo tempore:

Aquí o todos moros o todos cristianos, o tempora o mores 

www.arturoalcaine.com

Anuncios

Acerca de arturoalcaine

Psicólogo Clínico Psicoanalista
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s